MOTIVO

Espacio dedicado a toda clase de comentario libre y espontáneo, despojado de intereses de cualquier tipo (y mujer)

jueves, 9 de diciembre de 2010

LA AMISTAD


A lo largo de la vida, uno conoce mucha gente; en el trayecto del camino, uno se va cruzando con muchísimas personas que van relacionándose a través del trabajo, del quehacer cotidiano, del contacto social... pero a la hora de hacer un balance, sobre todo en lo personal, de toda esa gran cantidad de individuos con los cuales uno comparte distintos momentos en el transcurso del sendero que el destino nos dispone, pocos son los que se pueden rescatar verdaderamente como amigos sentidos y queridos. Tengo la gran suerte de contar con algunos amigos muy queridos por mí, que también sé que me quieren bien y que más allá de los vaivenes cotidianos que hacen encontrarse y desencontrarse en distintas etapas, llegado el momento de estar, están.
En honor a la verdad, a medida que va pasando el tiempo, uno se va dando cuenta que no todo es como se quiere, se sueña o se prefiere, que las personas tienen defectos y virtudes, que los amigos del corazón no son muchos y que si son del corazón, justamente, hay que aceptarlos con sus latidos y sus tiempos, con sus aciertos y con sus fallos. Saber asimilar las características de cada amigo es también un acto de cariño hacia ese amigo. Todos tenemos en nuestro ser cosas que nos gustan más que otras y todos también acertamos y nos equivocamos algunas veces. Lo importante es saber que esos amigos a los cuales uno quiere realmente, son genuinos, puros y naturales, sin ningún otro interés que el amor bien entendido propuesto desde la amistad sincera.
En esta realidad social en la que nos desenvolvemos, donde existe un mensaje masivo que dictamina parámetros materialistas que parecieran ser lo más importante de nuestra existencia, muchas veces dejamos de lado el sentimiento, las emociones y el impulso afectivo, sin darnos cuenta de que la vida pasa rápido, que todo es cada vez más fugaz y que esos momentos perdidos con alguien que uno siente cercano a sus valores, no se recuperan o por lo menos, no se repiten.
No voy a hacer de este relato un análisis psicológico ni mucho menos, tampoco es mi intención hacerlos reflexionar en su interior y profundizar sus almas para encontrar el por qué de nuestro proceder y nuestras actitudes, simplemente quiero compartir con quien circunstancialmente lea este texto, un pensamiento que me surgió espontáneamente esta mañana cuando me levanté, vaya a saber por qué motivo extraño del mecanismo mental y / o emocional.
¿Será que hace unos días cumplí años y quizás subconscientemente uno se pone más sensible? ¿Será que a medida que uno crece, esa misma sensibilidad se sensibiliza aún más todavía? ¿Será que al ir cerrando un año y comenzar otro, los balances que normalmente se realizan, desgranan conclusiones que me hacen pensar en todo esto? ¿Será que estoy en un momento de mi vida que ya no me importa tanto el qué dirán y sí mucho más el cómo estar y qué sentir? ¿Será que estoy un poco cansado de tanta hipocresía en mucha gente con la cual tengo que tratar cotidianamente y con este tipo de desahogo escrito, en cierta forma me quito de encima el peso de la falsedad y la mentira de ciertos sujetos con los cuales convivimos a diario?... Sinceramente, no lo sé, pero sí sé que me hace bien saber que tengo amigos que quiero y me quieren, que en mayor o menor medida, el amor en mi vida está presente desde un lugar puro, franco e íntegro. Tengo una familia plena de amor (con las vicisitudes normales de cualquier núcleo familiar), amigos elegidos desde el amor, que también me distinguen desde ese afectivo lugar y una profesión artística que también amo, a pesar del constante tobogán que sube y baja nuestros egos, nuestras virtudes, nuestros defectos, nuestros orgullos, nuestras miserias, nuestras fortalezas, nuestras debilidades, nuestros éxitos, nuestros desaciertos y nuestros logros.
Este espacio cibernético que en la actualidad muchos utilizamos para distintos fines (el mío es volcar simplemente pensamientos, inquietudes y pareceres) permite un contacto inédito entre el que vuelca su impronta y el que la recibe, y también ofrece un intercambio directo que sin este brillante invento tecnológico, hubiese sido prácticamente imposible.
Lo que más rescato de este hecho, es que además de ser una vía más de comunicación, sirve como conexión, como descargo, como nexo, como proyección y como empuje para generar un cotidiano ida y vuelta. La amistad es una forma de homenajear la vida porque el darle valor al sentimiento puro de la amistad por la amistad misma, es revalorizarse uno como ser, despojado de intereses de cualquier índole. Enaltecer la amistad habla bien del alma de quien la ejerce con valor y responsabilidad porque, rescatando el amor que uno siente por un hijo, no hay nada más puro que la amistad sincera, verdadera y frontal, ya que cuando alguien elige a otro para brindarse abiertamente a esa amistad auténtica, se nutre espiritualmente, recibiendo un amor franco y directo, como pocas veces podemos sentir en este convulsionado mundo que nos rodea. Gracias a mis amigos por dejarme quererlos y al mismo tiempo, también quererme a mí, como yo a ellos.

12 comentarios:

  1. ♪♫ Cantar cantando,
    Crear creando,
    Hacer haciendo,
    Amar amando.
    La amistad compartida
    duradera y autentica
    fluye desde el corazón,
    y no conocemos su razón
    sin practicarla.
    Fingirla, sería un auto engaño
    que con los años
    se vuelve mentira,
    en esta vida que vamos de paso
    te mando un abrazo
    sin especulación
    y desde el amor.
    Con todo cariño para vos Orlando.
    Rubén Pérez

    ResponderEliminar
  2. Sos un capo total Orlandooo. Qué bueno, qué verdad, qué gran realidad lo que decís. Mis felicitaciones por tu sensibilidad de artista y talento para describir cosas que nos pasan a todos. Mi abrazo fuerte para vos.

    ResponderEliminar
  3. GABIANELA GIOVANNACCI GRANSON AMILIBIA10 de diciembre de 2010, 11:02

    COMO SE NOTA EL AMOR HACIA TUS AMIGOS, NO CABE DUDA QUE SOS DE FIERRO , ME ENCANTO

    ResponderEliminar
  4. Excelente Tano !!!!
    Matias Mc

    ResponderEliminar
  5. Que suerte que no somos hermanos, me perderìa el honor de ser tu amigo! te quiero Tano.

    ResponderEliminar
  6. Gracias por tu inspiración sobre la amistad Rubén Pérez y por dejarme tu cálido comentario.
    Mi agradecimiento sincero para vos, Pablo Moreira, ya que tus elogios elevan mi autoestima. De verdad, gracias.
    Y para vos, Gabianela Giovanna Granson Amilibia (¡no tenés nombre y apellido!¡Faa!), todo mi afecto y consideración por tu mensaje.
    Matías Mc es Matías Mc Cluskey y se encuentra en el selecto grupo de mis amigos queridos a los cuales me refiero en el texto. Gracias Mati, todo mi cariño para vos.
    Y Pablo a secas es Pablo Rago, uno de los mejores actores que tenemos en Argentina y fundamentalmente un ser entrañable para mí, ya que nuestra relación de amistad recorre las variadas aristas amistosas existentes, las cuales hacen mucho más valiosa la misma.
    Pablín, me mató tu frase, me enorgullese que me lo digas, en un punto, me cohíbe honradamente y me acerca aún más al profundo sentimiento de cariño que te tengo. Si esto que escribí espontáneamente, logró que percibas, sientas y opines esa maravillosa frase que me regalaste, celebro el momento que me senté a escribirlo. Y ya que estamos en plan de confesiones, quiero que sepas que además de ser uno de mis amigos más leales, sos también genuino, de madera en extinción y muy noble, tres virtudes que no se encuentran fácilmente en un amigo. Yo también te quiero mucho, Pablín.

    ResponderEliminar
  7. Que lindo debe ser sentirse tan querido...felicidades! ESO TE LLENA EL ALMA! (Eli)

    ResponderEliminar
  8. Increíble frase la que te puso Pablo Rago. Sin dudas debes ser una gran perosona porque esas cosas no se dicen porque sí a cualquiera y mucho más viniendo de una persona tan admirada como él. Me gusta mucho tu comentario. Te muestra como una persona muy sensible y honesta. Muchas felicidades Orlando y que la vida te brinde todo lo que desees. Te lo mereces porque además eres un gran artista con valores que ya no quedan. Felicitaciones.
    Mónica

    ResponderEliminar
  9. Que hermoso escribís Orlando. Esta narración que hiciste de la amistad es brillante. Me llegó muy profundo a mi alma y siento que sos una persona hermosa. Te felicito por lo que decís y como lo decís. Un beso enorme.
    Virginia Mucci

    ResponderEliminar
  10. Capoooooooooo!!! Un mostro!!!! Sos un fenómeno de tipo hermano!!! Me gustaría ser amigo tuyo!!!
    Mario Arace

    ResponderEliminar
  11. Muchas gracias por los comentarios que han dejado y las lindas palabras que me dedican.
    Eli, Mónica, Virginia y Mario, son muy amables, cálidos y quizás excesivos en sus opiniones vertidas. Sin falsa modestia, les agradezco sinceramente todo lo lindo que han escrito.
    Felicidad para todos!

    ResponderEliminar

DISCOGRAFÍA